Saltear al contenido principal
986 189 549 LLÁMANOS, TE AYUDAMOS
Lo Que Un Buen Asesor Puede Hacer Por Ti.
  • Blog

Lo que un buen asesor puede hacer por ti.

Es bueno recordar que un buen asesor puede escuchar, analizar, asesorar y gestionar. Algo que ninguna máquina puede hacer por el momento.

Digo esto puesto que se suele comparar, asociar, alinear….un asesor con un presentador de impuestos, que «además también lo es», pero como profesional y  anteriormente consumidora del servicio puedo opinar desde los dos puntos de vista.

En las cuñas publicitarias de las grandes firmas de asesorías, se suelen hacer frases hechas  tipo «porque tu cuentas para nosotros» «asesoramiento personalizado (no me dan los números, demasiados clientes para pocos profesionales altamente cualificados)», puesto que desde mi humilde punto de vista no dejan de ser frases de contenido totalmente vacío, puesto que no concretan la cubertura de ninguna necesidad latente en cualquier negocio.

Mi experiencia profesional me permitió trabajar en un grupo de empresas de trayectoria nacional e internacional con una gran estructura. El tamaño de la organización permitía que en  el organigrama se reflejasen (como en la mayoría de las grandes empresas) una directiva (gerente, director financiero…) y diferentes departamentos (contabilidad, costes, dpto.técnico, compras, calidad, rrhh…), obviamente esta empresa contaba con diferentes asesores y auditores, además de la extensa plantilla que ya presentaba. Desde mi punto de vista aunque la gran mayoría de las PYMES, aunque presentan una estructura pequeña, las necesidades de conocimiento (estudio de costes, planificación financiera, planificación de carga impositiva, elaboración de contratos mercantiles, estudio de financiación….) son paralelamente las mismas que las de una gran empresa, pero en menor escala, puesto que la actividad diaria de una empresa pasa por todos estos campos.

Por lo que a la hora de escoger un asesor o equipo de asesores,  hay que creer en la asociación de talento que te ofrezcan los distintos prismas mencionados con anterioridad,  y NO en la jerarquización (es habitual pensar erróneamente que lo único importante es que mi asesoría, me calcule lo que tengo que pagar a hacienda) y mucho menos en la mecanización de datos.

Desde mi punto de vista un asesor y/o equipo de asesores somos socios estratégicos de tu negocio, puesto que nuestra principal función es velar por las finanzas e intereses de nuestros clientes y recae la gran responsabilidad de facilitar parte de la información y conocimiento que van a condicionar muchas de tus decisiones estratégicas de tu empresa.

Nada nuevo en el horizonte, si digo que es habitual que una empresa pierda dinero por una mala gestión, pero más usual de lo que se cree y que hemos tenido la oportunidad de comprobar, pagar de más…. por una mala planificación financiera (previsión de tesorería, condiciones bancarias mal negociadas…..) y por una pésima y errónea gestión contable y consecuentemente fiscal.

Dejamos claro que en el día a día de tu negocio la elección de un buen asesor es algo más que la optimización de tus recursos, pero no menos necesario es a la hora de iniciar un proyecto. Hay tres premisas básicas que todo emprendedor o empresario consolidado debería de tener en cuenta:

  • La primera es identificar los objetivos actuales y futuros y por lo tanto analizar el riesgo de la operación (necesidades de liquidez, horizonte de inversión, situación familiar….) para emprender y/o poder proyectar la inversión con la mayor de las garantías.
  • La segunda es definir el riesgo que se desea asumir. Para ello es clave mantener una visión a a largo plazo y definir el llamado «umbral del sueño» ¿a partir de que nivel de pérdida dejarías de dormir tranquilo?
  • Y por último es importante contar con un buen asesor profesional y de confianza que diseñe y estructure un plan financiero a medida de las necesidades, objetivos y perfil del cliente…..para ello es indispensable un profesional o equipo de profesionales que tenga una visión global de la empresa, desde mi punto de vista es clave, que no se limite a aspectos contable, fiscales y laborales…

 

Así que ya sabéis……«Con el dinero no se juega»,  en esta época en la que se infravalora el conocimiento y profesionalidad, hoy más que nunca recalco aquello de «escoge con coherencia en manos de quien pones tus negocios».

Volver arriba